lunes, 18 de julio de 2011

ROMPIENDO CADENAS… Llegó María

¡Se acabó el miedo en Venezuela!


Vivimos una oscura alteración de valores que lleva a nuestra sociedad a la desesperanza. Debemos generar confianza en Venezuela el estado de derecho y en las reglas de juego para arrancar nuestros proyectos de vida y de éxito.

Vivimos atados a una esperanza subordinada al Estado y al partido político que lo controla. Los venezolanos tenemos un poder judicial dominado políticamente por un gobierno débil, que hace de la opinión un delito.

Vivimos un momento único. Necesitamos cambiar a ese gobierno que solo quiere a los menos afortunados para multiplicarlos y utilizarlos como mecanismo de control social, que se sirve de la pobreza para concentrar poder y hacer desmedido uso del mismo.

La relación Estado-ciudadano debe estar fundamentada en el respeto, convivencia y la mutua confianza como valores sociales para realizarnos como sociedad libre, digna y solidaria.


Venezuela deberá dejar atrás el miedo y ser un país con un extraordinario presente. María vino a cambiar a Venezuela y devolvernos un país posible, una sociedad prospera y pujante de oportunidades para todos, con techo, producción plena y respeto a la Constitución.


Proclamemos el orgullo de ser venezolanos
Unida con lazos
Venezuela rompe cadenas